9 de agosto: Surf en las Salinas

Hoy ha tocado día de surf! Y para ello, hemos ido a uno de los lugares más famosos y recomendados para esta actividad: la playa de las Salinas, a pocos kilómetros de Avilés.

playa_salinas_asturias--644x362.jpg

Hay poco que contar con respecto a nuestro día, pero os explicaré algunas cosillas que os pueden venir bien si tenéis pensado hacer este deporte en Asturias:

Hemos alquilado el material (tablas y neoprenos) en Salinas Surf Camp, una escuela a pocos metros de la playa que abrió en junio de este año y por ello todo el material se encuentra en muy buen estado, y el dueño es muy simpático.

El precio es de 40€ por un día completo y 30€ por medio día (unas 4 horas). Ha sido más caro que lo que teníamos en mente, pues la idea era alquilarlas en El Pez Escorpión, una de las más conocidas, donde el alquiler por un día completo ronda los 20€. La cuestión es que no admiten reservas, y cuando hemos llegado ya no había tablas disponibles.

Lo ideal, si no habéis surfeado nunca o tenéis poca experiencia, lo ideal es coger alguna clase con monitor, al menos para que os enseñe las pautas básicas. Algo que no hemos hecho nosotros por votación popular… jaja. Así ha pasado, que en mi caso y en el de alguno más, hemos jugado a revolcarnos con las olas durante un buen rato. Pero ha sido divertido, eso sí.

Por mucho que lo hayas visto en la tele o la facilidad que tengas en el deporte, da igual. Es mucho más complicado de lo que parece, desde saber qué olas coger, en qué posición, hasta cuando remar, cómo ponerte erguido (en mi caso, de rodillas, lo de de pie es aún imposible)… Creo que se le saca más partido si alguien os enseña desde un inicio.

AfterlightImage 4

Para comer al medio día, si no queréis perder mucho tiempo, el plan de bocatas y comer en plena playa es lo más rápido, pero si no, el paseo marítimo está lleno de restaurantes: nosotros hemos comido en Agüita, un sitio nada tradicional con platos que se preparan rápido y están muy muy ricos: hamburguesas de pan riquísimo, ensaladas con mil ingredientes, burritos, crepes… Eso sí, los camareros parecen un poco sobrepasados. Tienen muchísimas mesas y la cocina no da abasto; alguno que otro no lo gestiona bien y nos han tratado un poco mal hoy.

Y mañana cambiamos de destino: pasaremos el día en Oviedo y por la tarde llegaremos a Cangas de Narcea, nuestra nueva ubicación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s